La ‘PAX East 2020’ podría cancelarse debido al CoronaVirus (Covid-19)

El coronavirus (Covid-19) ha provocado un sinfín de cancelaciones en el área tecnológica debido a su propagación y pandemia en China

La PAX East 2020 pende de un hilo. Unas de las convenciones más famosas e importantes en la industria de los videojuegos, podría cancelarse este año debido al CoronaVirus o Covid-19. Esta convención aglutina las marcas y compañías más importantes en la Industria pero una baja ha suscitado todo tipo de rumores.

Con la cancelación de Mobile World Congress aún en nuestras retinas, parece que vuelve a repetirse lo mismo pero en EEUU. La PAX East tendrá lugar en Boston entre el 27 de febrero y el 1 de marzo, y Sony, importante marca nipona, ya ha anunciado a través de un comunicado en el Blog oficial de PlayStation, que cancela su presencia por temor a la infame neumonía de Wuhan.

Sony Interactive Entertainment ha tomado la decisión de cancelar su participación en la PAX East de Boston por la creciente preocupación relacionada con el COVID-19. Sentíamos que esta era la opción más segura, ya que la situación cambia a diario. Estamos desolados por la no participación en evento, pero la salud y seguridad de nuestros trabajadores es lo más importante

Sony tenía ya planeado presentar en esta importante convención de videojuegos, sus principales novedades para este año. Juegos tan esperados para a PS4 como ‘The Last Of Us Parte 2‘, ‘Final Fantasy VII Remake‘, o ‘Dreams, verían la luz la semana que viene en Boston, pero todo parece indicar que será la misma Sony que de a conocer sus novedades en un evento propio.

La organizadora de PAX East 2020 anuncia que por el momento no se cancelará

¿Podría cancelarse la PAX East 2020? Lo cierto es que la organizadora ha anunciado que seguirán adelante con el evento que dará comienzo la próxima semana, pero extremarán las medidas de seguridad e higiene, ciñéndose a las recomendaciones de la Emerging Pathogen Policy: uestro estado actual respecto al COVID-19 se mantiene sin cambios: “La prioridad número uno reside en la salud y seguridad de los expositores, trabajadores y visitantes“.